13 enero, 2020

Pon un poco de vino en todos tus platos y alégrate el día

La obtención de un buen vino depende de distintos factores, ambientales como el clima, latitud, altitud, horas de luz y temperatura. El cultivo de la vid cubre tan solo un 0,5 % del suelo cultivable en el mundo, y se asocia a lugares con un clima mediterráneo, como Italia, Francia y España. El vino, tiene infinidad de propiedades beneficiosas para la salud, eso sí, su consumo moderado, de lo contrario, resulta perjudicial. Estudios y Científicos demuestran las virtudes del consumo de una copa de vino tinto diaria, frente a otro tipo de bebidas.

Entre los beneficios del vino para la salud destacan los siguientes:

1. Retarda el envejecimiento

2. Es un aliado para bajar peso

3. Potenciador para nuestro cerebro

4. Trata las infecciones de las encías

5. Protege contra las quemaduras solares graves

6. Combate el cansancio

7. Aumenta nuestras endorfinas

8. Limpia nuestro paladar

9. Bueno para reducir el colesterol

10. Reduce el riesgo de depresión

11. Excelente para nuestra salud cardíaca

12. Reduce el riesgo de cáncer

13. Previene las enfermedades que causan ceguera

14. Aumenta los niveles de ácidos grasos Omega3

15. Combate las infecciones urinarias

Los beneficios del vino se conocen desde la antigüedad, y además de ser una bebida placentera y saludable, completa cualquier receta, potenciando su sabor y dando un toque muy especial. Por eso, os hemos preparado un par de recetas con vino, para que disfrutéis de lo lindo en estas fiestas. ¡Empezamos!

Escalopes veganos de soja y legumbres al vino tinto

Ingredientes para 4 personas

  1. 1 Tomate Triturado
  2. 1 Ajo
  3. 1 e Cebolla
  4. 2 Zanahoria
  5. 5 Patatas
  6. Guisantes
  7. 2.5 vaso de Vino tinto
  8. 120 gramos de Soja texturizada fina
  9. 1 pizca de Ajo en polvo
  10. Sazonador para fajitas

Elaboración:

1. Pelar y trocearla zanahoria, la cebolla, ajo y las patatas.

2. Ponemos todo a freír.

3. Poner en una olla los escalopes de legumbres y soja texturizada fina.

4. Añadir el vino. Asegúrate de que el vino es de calidad y de que está bien conservado. El vino, para su conservación, necesita cierta temperatura, nos dicen en Vicave, expertos en la fabricación de bodegas climatizadas, cavas, vinotecas y espacios a medida para conservar el vino. Ofrecen  todo tipo de soluciones innovadoras con la última tecnología  a fin de cumplir con todos los requisitos des sus clientes: cavas de vino a medida, vinotecas para restaurantes, armarios climatizados, botelleros, etc.

5. Añadir un diente de ajo troceado y las especias: ajo en polvo, cebolla en polvo, sazonador de pollo asado y de pinchos morunos (que lleva pimentón).

6. Hervir los escalopes a fuego lento y añadir el tomate natural triturado al sofrito.

7. Echar sin el vino a la sartén con el resto y mezclar bien.

8. Freír unos minutos y añadir el vino que estaba en el cazo.

9. Poner a fuego lento hasta que se quede caldoso.

10. Añadir sazonador… y… listo.

Curry japonés con arroz

Ingredientes para 4 personas:

  1. 1 Ajo
  2. 1 cebolla)
  3. Media zanahoria)
  4. 1 pizca de Pimienta
  5. 1 hoja de laurel
  6. 1 pizca de Sal
  7. 3 patatas
  8. 600 ml de Agua
  9. 300 gramos de Seitán
  10. 1.5 cucharada de Salsa de soja (tamari)
  11. 1 cucharada de Ketchup
  12. 1.5 cucharada de Curry
  13. 1 cubito de Caldo de verduras (cubo)
  14. 50 ml de Vino tinto (50ml)
  15. 1 cucharada de Jengibre rallado

Elaboración:

1. Cortar el seitán a dados y añadir con sal, pimienta y media cucharada de curry.

2. Cortar dos patatas y zanahoria a dados y la cebolla a tiras.

3. Poner el agua en un cazo y diluir el cubo de caldo de verduras.

4. A continuación y una vez se haya diluido el caldo, ñadir el ajo picado, el jengibre, el vino, una cucharada de curry y una hoja de laurel.

5. Añadir las verduras, remover bien y llevar a hervir.

4. Echar el seitán y quitar espuma.

5. Añadir una cucharada de ketchup y una cucharada y media de salsa de soja, dejar cocer unos 20 minutos a fuego medio.

5. Rallar una patata

6. Pasados los 20 minutos, añadir la patata rallada, remover bien y cocer hasta que el caldo espese.

7. Servir acompañado de arroz.

Como ves, unos platos muy sencillos de hacer, muy sanos y deliciosos, y además, no tendrás que gastar apenas dinero. Recuerda que el vino le da sabor a cualquier receta, fría, como la ensalada, o calientes, como los guisos.

Pon un poco de vino en todos tus platos y alégrate el día